Ciencias

Fósil de cráneo de 95 millones de años apunta a una 'serpiente bíblica' con patas traseras

Fósil de cráneo de 95 millones de años apunta a una 'serpiente bíblica' con patas traseras


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

Un equipo de paleontólogos descubrió un cráneo de serpiente maravillosamente bien conservado en Argentina, arrojando nueva luz sobre el origen de la especie.

A partir de sus hallazgos, el equipo ha deducido que la serpiente tenía extremidades traseras y posiblemente evolucionó a partir de lagartos gigantes. Esto va en contra de la creencia bien conocida de que las serpientes provienen de pequeños lagartos excavadores parecidos a gusanos.

El descubrimiento y los detalles del fósil se publicaron en la revista. Avances científicos.

RELACIONADO: IMPRESIONANTE FÓSIL DE PINGÜINO DE TAMAÑO HUMANO DESCUBIERTO EN NUEVA ZELANDA

Serpientes y su evolución

Los fósiles fueron descubiertos en la provincia argentina de Río Negro y se nombran najash rionegrina - después de la serpiente bíblica Nahash (la palabra hebrea para serpiente), y la región donde fueron encontradas.

Los fósiles de Najash tienen alrededor de 95 millones de años y, a partir de ellos, se ha descubierto que estas serpientes tenían patas traseras.

La información de los fósiles de Najash se basaba en un cráneo muy fragmentado, lo que significaba que muchos eruditos debían adivinar cómo debían ser estas antiguas serpientes.

Por su clara anatomía compartida, se sabe que las serpientes han evolucionado a partir de lagartos. Además, como los cráneos de las serpientes nos ayudan a comprender sus patrones de alimentación, confiamos en los fósiles del cráneo de Najash para determinar la evolución de las serpientes.

El nuevo descubrimiento

Fernando Garberoglio de la Universidad de Buenos Aires y los paleontólogos Sebastián Apesteguía de la Universidad Maimónides y Guillermo Rougier de la Universidad de Louisville descubrieron el fósil en 2013 en el Área Paleontológica La Buitrera en el norte de la Patagonia, Argentina.

Fue Garberoglio quien vio por primera vez el fósil de cráneo de serpiente casi completo enterrado en la tierra.

Gracias a su descubrimiento, se puede descartar la antigua teoría de que las serpientes evolucionaron a partir de un lagarto pequeño, ciego y excavador.

Debido a que el fósil del cráneo estaba casi intacto, el equipo pudo ver de cerca que estas serpientes tenían bocas grandes con dientes afilados, nada como las pequeñas lagartijas excavadoras, y tenían articulaciones del cráneo móviles como muchas serpientes de la era moderna.

Parece más seguro que se alimentaron de presas más grandes de lo que se creía anteriormente, y que eran muy similares a los lagartos de gran cuerpo y cabeza grandes de nuestros días, como los dragones de Komodo.

Una comparación bastante diferente de los lagartos pequeños, ciegos y parecidos a gusanos de los que los científicos pensaban anteriormente que las serpientes evolucionaron.


Ver el vídeo: Visitando PIMVS de Pitón Reticulado!! F3NIXGDL ALGUNAS DE LAS SERPIENTES MÁS GRANDES DE MÉXICO (Octubre 2022).